¿Perfeccionista? No, prefiero la excelencia

¿Perfeccionista? No, prefiero la excelencia

Si yo fuera perfeccionista, no estarías leyendo esto. Si yo fuera perfeccionista, posiblemente nunca me hubiese lanzado a crear mi propio blog. Si fuese perfeccionista, lo más seguro es que después de haber escrito este artículo le hubiese dado a la tecla de borrar...